3/24/2004

Jugadores



XUPETOTEC dice: No mames, hace muchísimo que no jugaba.
MEZCALTECUTLI dice: No seas pendejo y ponte a pucharle duro al botón, si no no sacas las cien vidas.
XUPETOTEC dice: No seas cabrón. Da gracias a que las falangillas reconstruidas funcionan.
MEZCALTECUTLI dice: PEN DE JO.
XUPETOTEC dice: Párale culerito o...
MEZCALTECUTLI dice: ¿Qué? Me vas a dar un putazo, pendejo... ni yo tengo brazo ni tu cuerpo...
XUPETOTEC dice: No me lo recuerdes. A ratos comienzo a olvidarlo.
MEZCALTECUTLI dice: No seas mamador. Nunca te olvidas de algo que es obvio, lo más es hacerse pendejo, que te rete molesta, ¿verdad?
XUPETOTEC dice: Ni siquiera poder echarse un trago.
MEZCALTECUTLI dice: ¿Te recuerda al infierno, putete?
XUPETOTEC dice: Me recuerda a tu madre, pendejo. ¿El infierno? Vaya mamón.
MEZCALTECUTLI dice: Cállate ya, idiota. Me toca jugar a mí...

3/15/2004

bomberman



A raíz de la aparición del Bomberman Hero la idea de "bomba" comenzó a cambiar, ya que se logró implantar en el imaginario como "el medio para alcanzar un fin".
Por supuesto, en la dinámica del juego se sabía que se corre el riesgo de estallar junto con el explosivo en cuestión, de reventar a quienes amas, a quienes te ayudan... claro que el objetivo no deja de ser el mismo: dinamitar un muro es parte del camino para llegar del otro lado.
Bombas sobre aquello en lo que no se estaba de acuerdo fue una forma aparentemente "sana" de llamar la atención.
La gravedad del asunto fue que los "atentados" con bombas se convirtieron en una forma anónima de causar pánico en el inicio de la instauración de la República Única. Lo que siguió es fácil de deducir.

3/11/2004

Caligari Vuelve



Las vanguardias que, a principios del siglo XX, generaron un giro copernicano en la percepción occidental del arte, vuelven bajo nuevos tópicos y búsquedas. Caligari está de moda, señores. Pero este gabinete es de animé, de nuevas formas de ver lo mismo.

3/10/2004

Shibuya Style



* Remi, al crecer, luego de conquistar las grandes salas de conciertos francesas, dedicó sus días a beber ajenjo e inyectarse opio. Sus días, al igual que los del señor Vitalis, terminaron en hipotermia, en una esquina, en el naciente barrio latino de París.
* La Abeja Maya nunca halló a su madre, pero sí encontró a uno de sus hermanos; lo cual aumentó sus crisis neuróticas, ya que ahora no sólo morían todos los que le ayudaban sino que encima cada OVA su hermano estaba en peligro de muerte. Tiempo después, descubrió que su madre era una Abeja Reina Lesbiana, por ello nunca tuvo el instinto maternal suficiente para cuidar de los hijos que le encajaba algún zángano cuando dormía. De hecho, todo el panal terminó tratando de rebelarse contra ella, sin embargo, la Reina desde pequeña tuvo la sagacidad de castrar a algunos zánganos, de manera que crecieran aún más grandes y fuertes que sus compañeros. El ejército de castrattis la defendió en sus correrías. Maya, cuando entró en la adolescencia, se enamoró de algunas avispas con quienes tuvo sus primeras partouzes. Desde entonces, una noche, le cobró a su hermano con su virilidad todos los dolores que le hizo pasar. Ella ahora estaba protegida y no fue más la pobre e indefensa que, encima, debía cuidar de los demás.
* Casi nadie recuerda La Isla del Tesoro en la versión de Takarajima: El amanecer encuentro feliz...
* Haruki Murakami, en "Al sur de la frontera, al oeste del sol", hace que sus personajes sufran cuando descubren que la frase sólo evocaba a México (al sur de la frontera), sin embargo, hay algo diferente al oeste del sol. Ocurre que a menudo, de niño ves donde ni la hay una realidad mágica, llena de posibles... muchísimos años después descubres que todo ello estuvo sólo en tu cabeza, en tus intenciones, en tus escazos referentes para enfrentar la realidad.
TXT: El Mismo.
PIC: ƒ„ƒ}ƒ“ƒo‚Å‚ÑŽq

3/08/2004

Llamada ¿Anónima?

Rebeca Martell me busca. Lleva dos mensajes en mi contestadora: uno para Elmismisimus (por lo de la revista) y otro para Martín Corona o Enrique César (¿?) dice no entender, pero tener todos sus poderes a la orden.
Sonrío. Desconcierto.
Indagando, Rebeca Martell es fotógrafo y tiene cosas también sobre Oriente... pero no deja número telefónico para contacto.
¡desconsideratadontoreintuitivumbre!

3/06/2004

El Maestro Lagunero



In memoriam Love Machine, El gringo Loco, Arthur Leon Barr

Poca gente que haya faltado el respeto de esta máscara ha corrido con suerte luego del desacato. Recuerdo una lucha en especial: Love Machine, el Gringo Loco, estaba más desatado que de costumbre, sus golpes eran siempre "a matar", su energía en la arena captaba el coraje mexicano contra los "pinches gringos", representados por un rubio greñudo que blasfemaba y gritaba insultos en un español malo.
La noche aquella se disputaba algo más que la lucha.
Blue Panter le ganó un máscara vr. máscara, venía la revancha en un máscara vr. cabellera, el pique venía de tiempo atrás. La maestría de Panter no le venía bien al agandalle de Love Machine.
La lucha fue encarnizada, desde un excelente juego de llaves hasta lances y vuelos espectáculares. La tercera caída llegó, como casi siempre, empatada.
Love Machine cargó en vilo a Blue Panter
Love Machine volteó el cuerpo de Blue Panter
La cabeza de Panter entre las rodillas del Gringo Loco
Amenaza de Love Machine de Martinete
(dejar caer todo el peso sobre el cuello de Panter)
Toda la arena grita: NO NO NO
Y Love Machine salta, cae incado para lastimar el cuello de Panter
Panter en el suelo, se duele de un cuello que parece roto.
Salió en camilla y estuvo más de dos meses con collarín.

Algunos meses después, la televisión anunció la muerte de Love Machine a causa de un derrame cerebral. Luego de terminar una lucha, antes de llegar a casa, murió.
Blue Panter, el maestro lagunero, sigue en los rings mexicanos, eupeos y japoneses. La foto de su máscara es del museo de lucha en Shibuya, donde le tienen reservado un sitio espacial junto a Blue Demon y El Santo, entre otros.

3/04/2004