8/25/2012

Nuevos momentos

Hace casi doce años comencé esta aventura, aburrido y desesperado en la cuidad del desierto. Hoy, esperanzado y lleno de alegrías juego con un nuevo elemento: un teléfono.
Generalmente, estos aparatitos son usados para hablar "directamente" entre dos personas, comunicarse o escribir para gente que se conoce, cercana. De hecho, el Facebook es nuestra propia sección de sociales, nuestra revista gratuita de chismes. Venga el juego y adelante, comencemos a crear desde esta ventana, con esta cajita, donde no hay más teclado ni el sonido del golpe con las teclas sobre el papel. Comencemos desde antes, partamos desde las nostalgias para comenzar a construir mundos donde aún sea posible vivir a gustito, nomás.
Publicar un comentario