2/20/2007

AMOR CONDUSSE NOI AD UNA MORTE


Amar es una angustia, una pregunta,
una suspensa y luminosa duda;
es un querer saber todo lo tuyo
y a la vez un temor de al fin saberlo.


En la pila de agua bendita puse un pedazo de mi alma, el restante de la que tienes tù, entre tus tiempos estructurados y amables, entre el par de miradas, entre la mama que vuela y asesta el golpe con una palabra, entre esa fuerza para dejar a un lado esto, que soy, que somos ya, que no fuimos, porque no, no voy a ser yo...
Es una pena que los pecadores tengamos que morir, es una pena que todos mueran, es una pena que la resurrección de los muertos no sea más que palabrería... es una pena que me halla vuelto un iconoclasta, es una pena tener tantas lágrimas y saber tan lejano e imposible tu hombro, tu pelo, tu aroma, tu vientre...
Publicar un comentario